Internacional

Siria suspende su participación en la U. M. en respuesta a las sanciones europeas

Siria suspendió este jueves su participación en la Unión para el Mediterráneo en respuesta a las sanciones de la Unión Europea, informa la prensa local.

“Siria suspende su participación en la Unión para el Mediterráneo en respuesta a las sanciones impuestas por la Unión Europea”, dice el comunicado oficial de Damasco difundido por la agencia estatal de noticias Sana.

Anteriormente este jueves los jefes de la diplomacia de los países comunitarios acordaron un paquete de sanciones adicionales contra Siria. A la lista de sancionados fueron añadidas 12 personas y 11 entidades sirias.

Las sanciones van dirigidas contra varias entidades de los sectores financiero, bancario y energético así como los individuos y organismos involucrados en las represiones en Siria.

La Unión para el Mediterráneo (inicialmente, Proceso de Barcelona: Unión para el Mediterráneo) fue establecida en julio de 2008 a instancias del presidente de Francia, Nicolás Sarkozy, como sucesora del programa de colaboración entre los países europeos y los países del Mediterráneo del sur, iniciado en 1995 por el entonces presidente del gobierno español, Felipe González.

Sin embargo, el Proceso de Barcelona tuvo un moderado éxito debido a su excesiva politización y la escalada de tensión en Oriente Medio.

La Unión, integrada por 43 estados – 27 países de la Unión Europea y 16 países del Mediterráneo del sur – tiene como objetivo aunar los esfuerzos de los países de la región en el ámbito de la seguridad energética y la lucha contra tales problemas de la zona como la contaminación del Mediterráneo, la crisis alimenticia, escasez del agua potable y la inmigración clandestina así como fomentar el intercambio cultural.

| 01/12/2011